Una figura polémica: El indulto es un premio, por Joan J. Queralt

indulto_2013_09_12

El indulto es una prerrogativa del rey absoluto que ha sobrevivido en las democracias y que representa una anomalía central en el Estado de derecho, pues deja en agua de borrajas las resoluciones judiciales firmes, al albur de decisiones políticas que, por su propia naturaleza, ni han de ser motivadas ni pueden ser controladas. En la práctica, como ha pasado con algún indulto reciente, el decreto de concesión polemizaba sobre la corrección de la condena, lo que resulta inaudito. Los datos de los indultos son de difícil acceso y se sustraen al control político y ciudadano (…)

Puede descargar el PDF:

indulto_2013_09_12

1 comentario

  1. Eddy dice:

    hay legislaciones que establecen que quienes aprueban el indulto son los parlamentos, congreso o en el caso particular de nuestro país la Asamblea Nacional y esas instancias la integran miembros de partidos políticos, que en muchas ocasiones resultan ser amigos de los que beneficiarían del indulto. En este sentido las legislaciones ponen candados o condiciones que quienes pueden ser beneficiados de esta condición, aparte de eso, creo que es conveniente valorar aspectos particulares de cada país, por que en algunos países el otorgamiento de indulto lleva consigo estabilidad política, seguridad, que a mi criterio son elementos que se sobre pesan a la hora de tomar esta decisión. Es decir que no todo es negro.

Dejar un comentario

*